La medicina alternativa es un tratamiento para la salud de las personas que intenta alejarse de la medicina convencional, principalmente enfocándose en los tratamientos naturales al considerar que las recetas farmacéuticas u otros tipos de tratamientos médicos tradicionales pueden traer más problemas que soluciones a la salud de las personas.

Esta alternativa tiene muchos enemigos, principalmente porque sus detractores aseguran que no hay comprobaciones científicas que indiquen en su totalidad que los resultados sean reales, oportunos y seguros, pero de igual manera tiene un gran número de seguidores que buscan a la medicina alternativa para enfocarse en la salud del cuerpo y la mente. Aquí te presentaremos algunas de las medicinas alternativas que buscan muchas personas cuando la medicina convencional no parece confiable o simplemente no funciona para aliviar sus males.

medicina alternativa

Homeopatía

Esta medicina alternativa toma, en teoría, una mínima cantidad de la sustancia que se supone que está provocando los síntomas de una enfermedad en el paciente y se diluye en un agua específica. El agua en cuestión cuenta con una suerte de memoria que transmite el fluido de propiedades del fármaco homeopático. No hay evidencia científica que respalde a la homeopatía, pero en algunas personas puede que funcione como placebo para aliviar ciertos malestares.

Orinoterapia

Esta medicina hará que más de uno arrugue la cara, pero hay personas que confían completamente en ella. El principio es beber la primera orina propia del día. Si bien la urea ofrece beneficios a nivel dermatológico, también puede contener bacterias y virus que pueden afectar a paciente. No olvidemos que la orina, si bien es un producto del cuerpo, también es un desecho. Para buscar los beneficios de la urea, es preferible recurrir a medicamentos que contengan un alto porcentaje de ella en lugar de beber orina.

medicinas alternativas populares

Aromaterapia

Esta disciplina terapéutica seguramente sonará mucho más agradable que la anterior, y es que en la aromaterapia se aprovechan las propiedades de los aceites esenciales extraídos de diversas plantas aromáticas para poder establecer una armonía entre la mente y el cuerpo. Esta medicina alternativa sí cuenta con un potencial curativo, ya que aceites esenciales como el de lavanda, por poner un ejemplo, promueven la relajación y la tranquilidad en las personas que lo emplean. Pero siempre es importante recordar que si bien la aromaterapia puede ser beneficiosa, no debe reemplazar la medicina tradicional, en todo caso puede ser un complemento para obtener resultados rápidos y beneficiosos.

Medicina cuerpo-espíritu

Esta medicina también tiene una base científica. Es muy cierto que la ansiedad y el estrés son problemas reales que repercuten de manera negativa en la salud de todas las personas y, por ende, en nuestras funciones inmunes. Esta medicina alternativa está compuesta por un gran número de prácticas que se enfocan en disminuir el estrés promoviendo la conexión espiritual y emocional. Una mente sana puede llevar a un cuerpo sano, pero no sanará cualquier enfermedad, así que debe complementarse siempre con la medicina tradicional para obtener buenos resultados.